Foto: Arquivo EBC

Con información de Lucas Faria, de Rádio Nacional

El treinta y tres por ciento de las instituciones psiquiátricas del país tienen serias denuncias de violaciones de derechos humanos. La mayoría son casos de violación y violencia de género. Los datos fueron presentados por PGT, la Oficina del Fiscal General del Trabajo, junto con el Consejo Federal de Psicología, y son parte del informe de inspección nacional de hospitales psiquiátricos, que visitó 40 unidades de salud mental en el país en 2018.

En el 82% de las instituciones inspeccionadas por el gobierno, se encontraron pacientes con hospitalizaciones a largo plazo. En uno de los casos citados por PGT, una mujer de 106 años estuvo en el mismo lugar durante más de 60 años.

Según Lúcio Costa, experto del Mecanismo Nacional para la Prevención y el Combate de la Tortura, este tipo de situación no está permitida por ley. El presidente del Consejo Federal de Psicología, Rogerio Gianinni, explica que las políticas públicas para prevenir la hospitalización ya existen.

También se encontró que en todas las instituciones había al menos un caso de pérdida de los derechos ciudadanos básicos. En el 45% de las unidades, no hay artículos básicos de higiene personal, el 62% no tiene alimentos adecuados o suficientes, y el 40% priva al paciente de comunicarse con los miembros de la familia.

En casos más graves, como violación y violencia física, se informarán a las autoridades estatales y federales para su investigación.